Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

4 de abril de 2013

Quick Wins! Un proceso de desarrollo organizacional


Este mes de abril y durante todo un año estaré implantando un proceso de desarrollo organizacional en una empresa (sector público de la Comunidad Foral de Navarra)

Es una iniciativa promovida por un servicio de Formación y Desarrollo y que oferta a las diferentes unidades; es una iniciativa interesante por diferentes motivos. 

En primer lugar, porque se alejan del enfoque de catálogo de soluciones y se acercan a un enfoque "carta de servicios"

En segundo lugar, porque no impone sino que facilita recursos (humanos, económico, materiales) con una finalidad; desarrollar al máximo y en colaboración con un "experto" la unidad.

Y en tercer lugar, porque actua la iniciativa de espejo en donde compararse; se inició el proyecto en el 2012 con tres unidades organizativas. La idea agradó y fue eficiente. Se comunicó, propagó la idea con sus fortalezas y debilidades y estamos en el 2013 con 4 nuevos servicios y dos facilitadores del proyecto. Poco a poco se robustece la idea; se hace camino al andar.

¿Y en qué consiste un proyecto de Desarrollo Organizacional?
Es una iniciativa de formación para la acción focalizada en procesos de mejora, trabajo en colaboración/equipo, desarrollo profesional y comunicación.

En principio parece que no es ninguna aparente novedad pero el enfoque metodológico fuerza a que la organización encuentre mecanismos de aprendizaje contínuo y consiga poco a poco entrar en una cultura de colaboración, transparencia y desarrollo profesional permanente. Poco a poco y con buena letra.

¿Y cómo empezamos?
 Haciéndolo sencillo todo. Cuatro fases:

  1. Preparación y diagnóstico
  2. Planificación de la actividad de los equipos
  3. Implantación
  4. Evaluación

En la fase de preparación y diagnóstico la finalidad es detectar qué aspectos son mejorables aplicando relativamente pocos esfuerzos (recordemos los quick wins! o ganancias rápidas)

Durante esa fase se identifican las áreas y sus interelaciones con otras unidades, procesos, personas, ... (cultura de orientación al cliente y el servicio) y se realiza una primera aproximación descriptiva a la situación. 

A continuación se evalúan y priorizan de acuerdo con dos criterios; esfuerzo en su implantación y criticidad en cuanto coste, calidad, relaciones y tiempo.

El resultado es una primera foto evaluada del área de mejora, su evaluación y priorización para que después se determinen qué personas formarán parte de un equipo de mejora que en un tiempo determinado analice, actúe, comparta y aprenda.

Es un primer paso; posiblemente un pequeño paso y lento (pero seguro) pero que tiene la intención de ir dejando huella en la organización. En cuanto tengamos más resultados os los iremos explicando.


Un encuentro, una solución