Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

18 de julio de 2018

25 preguntas (dinámica para desarrollo de equipos)


Una de mis líneas de actuación en formación en la impartición de dinámicas de grupo específicas para el desarrollo de equipos de trabajo. 

Os presento una que conocí hace tiempo en una sesión de reciclaje profesional y que quiero aplicar en breve. Se denomina las 25 preguntas.

¿Cuáles son los objetivos de la dinámica?
  • Analizar las relaciones de trabajo en un grupo de trabajo.
  • Estimular la discusión del grupo acerca de temas relacionados con el trabajo.
  • Aclarar las suposiciones que los miembros del equipo hacen de los demás.
¿Qué necesitamos para implantar la dinámica?
A parte de sencilla no se requiere una gran inversión en materiales; tan solo un breve cuestionario, un papelógrafo y post-it pequeños (o "gomets" de colores). Una sala amplia. La duración prevista es de 90 minutos.

La dinámica es cómoda, fácil de manejar en grupos de máximo 15 personas. si excede siempre se pueden formar subgrupos.

¿Cuál es el procedimiento?
E facilitador presenta la actividad, estableciendo las metas. Explica lo que se necesita para que haya una apertura en las relaciones de trabajo y en la necesidad de dar retroalimentación acerca del estilo propio de trabajo de cada uno.

Se distribuyen las instrucciones para la actividad y el material de apoyo específico (Cuestionarios para la actividad de “Desarrollar un Equipo”)

El facilitador pide un voluntario que inicie con las preguntas. (Puede permitirse que el facilitador confronte a algún miembro específico) Por ejemplo, se puede pedir a los miembros que lean en silencio las preguntas y que dejen “flotar” un tema al principio de su lista. 

Cuando los participantes centren su interés en una pregunta, pueden buscar alrededor del círculo y elegir una persona quien se convertirá en el centro de la pregunta. Entonces ellos serán voluntarios. Pueden necesitarse algunas directrices por parte del facilitador para que los que realizaron la pregunta, después la respondan.

Transcurridos treinta minutos, el facilitador interrumpe la actividad para dirigir una discusión con los participantes, acerca de cómo el ejercicio  está progresando. 

Deben estar atentos a las siguientes consideraciones.
  • ¿Quién le preguntó a quién?
  • ¿Qué tan abiertos estaban siendo al inicio?
  • ¿Qué riesgos están presentes en el ejercicio?
  • ¿Hasta qué punto se ha generado la confianza?
  • ¿Qué tanto hemos aprendido de nosotros mismos?
  • ¿Qué hemos aprendido de los demás?
  • ¿Qué tanto podríamos mejorar el ejercicio en la siguiente etapa?
Se resume la actividad y se apremia a los participantes para que señale cualquier cambio durante el proceso que se pueda atribuir a la intervención.

Después de veinte minutos se detiene la actividad. El facilitador pide 
“Si tuviéramos que renunciar ahora mismo y no hiciéramos nunca más la actividad que pregunta le faltó a alguno de ustedes por hacerle a alguien”. 

Entonces los invita a presentarlas.

Se analiza todo el proceso de la actividad, por parte de los miembros del equipo y se discuten las implicaciones de este ejercicio en el continuo desarrollo del grupo. Los participantes pueden plantear las mismas preguntas en una reunión de revisión algunos meses después. 

El desarrollo puede interrumpirse varias veces durante una sesión larga (Más de 2 horas) para que los participantes se califiquen ellos mismos, la honestidad del grupo y los riesgos tomados. Dos escalas puede ponerse en el papelógrafo y los participantes lo pueden hacer en forma independiente en un papel en blanco.

Finalmente, el facilitador guía un proceso para que el grupo analice como se puede aplicar lo aprendido a la realidad diaria.

Materiales de apoyo
  • Tarjeta (Honestidad en el equipo)
  • Tarjeta (Riesgos en el equipo)
  • Batería de las 25 preguntas



Un encuentro, una solución